thecommunicationslab

Políticos vs. creativos: una pelea entre egos y millones

In AMÉRICA LATINA, ARGENTINA, ARTÍCULOS Y MÁS on noviembre 19, 2009 at 5:41 pm
La Argentina exporta publicistas a campañas de toda la región. Un fenómeno lleno de tensiones.

Alica, alicate, Agulla, Lacalle, Callate”, titulaba ayer a la tarde una entrada en su blog el sociólogo Artemio López. El gaste viene a cuenta de un fenómeno que crece junto con la demanda de creativos argentinos para campañas en América latina: el de escándalos y conflictos en un mercado con egos inflados y cuentas millonarias.

En su balanza comercial de marketing político, la Argentina importa estrategas (Jaime Durán Barba, Duda Mendonca, James Carville, Dick Morris) y exporta creativos. El caso paradigmático aquí es el de Ramiro Agulla, el hombre que reinventó la publicidad argentina en los 90, y que luego de trabajar para Fernando De la Rúa (“Dicen que soy aburrido”) hizo una campaña muy parecida para Vicente Fox en México. En ambos casos, trabajó sobre el hastío de la gente con la corrupción de los gobiernos (el menemismo y el PRI, respectivamente).

El creador de “La llama que llama” para Telecom en los 90 fue consultado también en su momento por el comando del republicano John McCain en su pelea con Obama, y meses atrás le acercó ideas al chileno Sebastián Piñera, pero finalmente no llegaron a un acuerdo. Eduardo Frei, que compite con Piñera, tiene como publicista al argentino Martín Vinacur. En Paraguay, Gonzalo Ladrón de Guevara, ex Acuerdo Cívico argentino, asesora en la comunicación al presidente Fernando Lugo.

Seguir Leyendo…


Las acciones de Agulla como comunicador político subieron este año con el triunfo de Francisco De Narváez, para quien el publicista realizó el spot “cachetazos”. Comenzó a partir de allí a ser llamado por otros candidatos, pero su vuelta al ruedo tuvo un costo: el divorcio con Carlos Baccetti, su dupla de 20 años, quien en su momento le dijo a Clarín: “Ramiro quería seguir en política, pero yo no tenía ganas”.

Entre los creativos, las historias de plagios son tan viejas como la publicidad. “Desde los mitos griegos, no hay nada nuevo bajo el sol”, suelen decir. “También es cierto que las campañas políticas se parecen mucho unas a otras, no hay tanto margen creativo como en productos comerciales, y además Ramiro tiene un sello propio que se repite”, lo defiende un colega. El uso de primeros planos de “gente común” escuchando emocionada al candidato se reitera en sus avisos desde 1999 hasta hoy.

Lo cierto es que los escándalos en esta materia se acumulan, y no sólo por plagio. El último a nivel local tuvo que ver con la filtración de un video en el que Macri, sin saber que lo estaban filmando, afirmaba que había que poner prostíbulos para darle trabajo al barrio de Constitución. La ironía le valió acusaciones de ONGs de lucha contra la trata de personas y le costó la cuenta millonaria de la ciudad a Ernesto Savaglio, publicista histórico de Macri.

A pesar de los riesgos, para los publicistas la arena política ganó atractivo. En la Argentina, la torta publicitaria en términos reales hoy es menor a la de 1998, mientras que la publicidad de Gobierno no para de crecer: en el primer semestre del año, Presidencia de la Nación desplazó a Unilever, Procter y Danone del podio de grandes anunciantes.

Fuente: Clarín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: