thecommunicationslab

Archive for the ‘AMÉRICA LATINA’ Category

Políticos vs. creativos: una pelea entre egos y millones

In AMÉRICA LATINA, ARGENTINA, ARTÍCULOS Y MÁS on noviembre 19, 2009 at 5:41 pm
La Argentina exporta publicistas a campañas de toda la región. Un fenómeno lleno de tensiones.

Alica, alicate, Agulla, Lacalle, Callate”, titulaba ayer a la tarde una entrada en su blog el sociólogo Artemio López. El gaste viene a cuenta de un fenómeno que crece junto con la demanda de creativos argentinos para campañas en América latina: el de escándalos y conflictos en un mercado con egos inflados y cuentas millonarias.

En su balanza comercial de marketing político, la Argentina importa estrategas (Jaime Durán Barba, Duda Mendonca, James Carville, Dick Morris) y exporta creativos. El caso paradigmático aquí es el de Ramiro Agulla, el hombre que reinventó la publicidad argentina en los 90, y que luego de trabajar para Fernando De la Rúa (“Dicen que soy aburrido”) hizo una campaña muy parecida para Vicente Fox en México. En ambos casos, trabajó sobre el hastío de la gente con la corrupción de los gobiernos (el menemismo y el PRI, respectivamente).

El creador de “La llama que llama” para Telecom en los 90 fue consultado también en su momento por el comando del republicano John McCain en su pelea con Obama, y meses atrás le acercó ideas al chileno Sebastián Piñera, pero finalmente no llegaron a un acuerdo. Eduardo Frei, que compite con Piñera, tiene como publicista al argentino Martín Vinacur. En Paraguay, Gonzalo Ladrón de Guevara, ex Acuerdo Cívico argentino, asesora en la comunicación al presidente Fernando Lugo.

Seguir Leyendo…


Las acciones de Agulla como comunicador político subieron este año con el triunfo de Francisco De Narváez, para quien el publicista realizó el spot “cachetazos”. Comenzó a partir de allí a ser llamado por otros candidatos, pero su vuelta al ruedo tuvo un costo: el divorcio con Carlos Baccetti, su dupla de 20 años, quien en su momento le dijo a Clarín: “Ramiro quería seguir en política, pero yo no tenía ganas”.

Entre los creativos, las historias de plagios son tan viejas como la publicidad. “Desde los mitos griegos, no hay nada nuevo bajo el sol”, suelen decir. “También es cierto que las campañas políticas se parecen mucho unas a otras, no hay tanto margen creativo como en productos comerciales, y además Ramiro tiene un sello propio que se repite”, lo defiende un colega. El uso de primeros planos de “gente común” escuchando emocionada al candidato se reitera en sus avisos desde 1999 hasta hoy.

Lo cierto es que los escándalos en esta materia se acumulan, y no sólo por plagio. El último a nivel local tuvo que ver con la filtración de un video en el que Macri, sin saber que lo estaban filmando, afirmaba que había que poner prostíbulos para darle trabajo al barrio de Constitución. La ironía le valió acusaciones de ONGs de lucha contra la trata de personas y le costó la cuenta millonaria de la ciudad a Ernesto Savaglio, publicista histórico de Macri.

A pesar de los riesgos, para los publicistas la arena política ganó atractivo. En la Argentina, la torta publicitaria en términos reales hoy es menor a la de 1998, mientras que la publicidad de Gobierno no para de crecer: en el primer semestre del año, Presidencia de la Nación desplazó a Unilever, Procter y Danone del podio de grandes anunciantes.

Fuente: Clarín

El muro que cayó en América Latina

In AMÉRICA LATINA on noviembre 18, 2009 at 6:19 pm
Por M. Á. Bastenier

A los 20 años de la caída del muro de Berlín hay más y menos Europa; mayor extensión, menor cohesión. Una evolución que no por positiva deja de enmarañar las cosas. Y si, por extensión, ese acontecimiento ha cambiado el mundo, América Latina no podía quedar al margen. Los efectos sobre el mundo latinoamericano han podido ser menos visibles, de explosión retardada, pero mucho más clarificadores que en el caso europeo. Existe hoy mucha más América Latina que hace 20 años, y algo tiene que ver esa realidad con el desmoronamiento de la Unión Soviética.

La distracción que Washington observa desde hace unos años hacia los asuntos latinoamericanos se suele atribuir a ocupaciones más urgentes: Irán, Irak y Afganistán-Pakistán, pero la razón de fondo es anterior. La desaparición de la URSS debilitó considerablemente la atención de Estados Unidos hacia su antigua finca del sur, y eso preparó el terreno para un desarrollo autónomo de América Latina, que anteriormente habría sido impensable. Es cierto que antes de que Mijaíl Gorbachov suicidara a su país, la capacidad de enredo que hubiera poseído Moscú en la zona, así como las ambiciones internacionalistas de La Habana, habían perdido casi toda su fe en sí mismas, pero sólo la destrucción del marxismo-leninismo podía poner punto final a lo que había sido gran preocupación de Estados Unidos. El fin del imperio soviético permite hoy, igualmente, a su sucesora, Rusia, relacionarse con América Latina de forma que sólo a la derecha más incorrupta puede inquietar. El compacto Putin-Medvédev le vende aviones y Kaláshnikov a Hugo Chávez y adquiere derechos de aguada en los puertos venezolanos, pero eso no altera la ecuación de fondo. Todos pueden surtirse en el supermercado ruso, y sólo una eventual colaboración nuclear entre los dos países -que hoy nadie imagina- resucitaría el espectro de la alianza Moscú-La Habana.

Seguir Leyendo…


Con Estados Unidos de vacaciones, incapaz de imponerse a un antiguo y diminuto cliente como Honduras, y la URSS, extinta, la baraja se corta de nuevo en América Latina. Y, paralelamente, en los últimos años fenómenos emergentes de diverso signo afectan al mundo iberoamericano. China desembarca como un coloso económico en el continente; Brasil, recientemente obsequiado con los Juegos Olímpicos de Río, presenta su candidatura a la dirección blanda del continente, del que pretende que hable con voz si no dirigida, sí al menos unificada; y Venezuela, aún aspirando a una construcción parecida, enarbola una propuesta política de izquierda que se dice radical, con la que opta asimismo a algún tipo de hegemonía ideológica sobre el concierto de naciones latinoamericano.

Como dijo la semana pasada en el Fórum Europa Enrique Iglesias, éste puede ser el momento de América Latina, cuando ha desaparecido o cambiado de naturaleza la acción de las superpotencias, actuales o pasadas, en su medio; cuando el continente de habla española o portuguesa aparece como una gran oportunidad económica para la inversión internacional; como un conjunto de países que si hablara con una sola voz podría alardear de poseer más de un tercio del PIB de los Estados Unidos, un 40% del agua potable del mundo, la mayor concentración del planeta en biodiversidad, una capacidad de gestión macroeconómica de la crisis de la que carecía a comienzos de los años noventa, y, sobre todo, una serie de multinacionales latinas -brasileñas, argentinas, mexicanas- además de las españolas, que pueden ser los agentes de ese desembarco del mundo en América Latina y de América Latina en el mundo. Pero todo ello es posible sólo si se liman las diferencias políticas internas, que surgen en gran medida gracias a la desatención de los antiguos patrones.

Las instituciones para todo ello se han ido creando antes y después de ese periodo vacacional: Mercosur, que debate el ingreso de Venezuela; la CAN y la CAF andinas; el ALBA, organización chavista que agrupa un sentimiento nacionalista panlatinoamericano con el que siempre habrá que contar; el Consejo Suramericano de Defensa, que debería hacer innecesario el vocerío bélico venezolano o el recurso colombiano a fuerzas armadas extranjeras, o el aposentamiento de fuerzas insurgentes a caballo de la frontera entre vecinos, y el proyecto de fondo brasileño, un organismo que agrupara a la América no anglosajona para matar por inanición a la OEA, dominada por Estados Unidos. Y, con todas ellas, la propia organización de las cumbres iberoamericanas, que como decía su secretario general, Enrique Iglesias, sería el mecanismo ideal para la participación española en ese nuevo campo de juego.

Fuente: El País

Democratización en América Latina

In AMÉRICA LATINA, ARTÍCULOS Y MÁS on noviembre 17, 2009 at 12:56 pm
El valor intrínseco de la democracia, la derrota de la pobreza como objetivo estratégico y la incorporación de la estabilidad macro económica como un “bien público”, son algunas de las lecciones que pueden extraerse de la historia.

Por Ignacio Walker

Democratización en América Latina Princeton, EE.UU. / Política – Con las recientes elecciones en Guatemala y Argentina, con sendos triunfos para Álvaro Colón y Cristina Fernández, se han completado catorce elecciones presidenciales en América Latina, desde fines de 2005. La democracia electoral, con la realización de elecciones libres y transparentes y una no despreciable participación, impera en la política de la región como nunca antes.

Los resultados en torno al referéndum en Venezuela, con el triunfo de las fuerzas del NO, refuerzan esta tendencia auspiciosa.¿Qué hemos aprendido en esta reciente ola democratizadora en América Latina?

El valor de la DemocraciaEn 1946, en Perú, Víctor Raúl Haya de la Torre, líder y fundador del APRA, decía de los socialistas chilenos, en momentos en que estos se encontraban en “estado de Congreso” debatiendo, entre otros temas, sobre el valor de la democracia política: “ellos desprecian la democracia porque no les ha costado nada adquirirla.

Si tan sólo conocieran la verdadera cara de la tiranía” (los apristas peruanos habían sufrido los 11 años de la dictadura de Augusto Leguía y comenzaban a experimentar los 8 de la de Manuel Odría). Algunos años más tarde, 17 años de dictadura nos enseñaron a los chilenos acerca del valor de la democracia política. A decir verdad, la reciente ola democratizadora en América Latina y la anterior ola autoritaria en casi toda la región –recordemos que hacia fines de los años 70 solo Colombia, Venezuela y Costa Rica tenían elecciones– nos han enseñado en primerísimo lugar que la democracia política tiene un valor en sí misma; un valor intrínseco y no meramente instrumental.

Esto ha dejado definitivamente atrás muchas de las referencias a la democracia “formal” o “burguesa” que, especialmente desde sectores de la intelectualidad y de la izquierda, estuvieron tan en boga en la década de 1960 y comienzos de los años setenta. Las cosas han cambiado en América Latina: el actual proceso de “socialdemocratización” de la izquierda latinoamericana, opacada por el neo-populismo de Hugo Chávez y otros, tiene como núcleo central una re-valorización de la democracia política.

Seguir Leyendo…


Hoy aparece una nueva variante de la crítica a la democracia representativa y sus instituciones y que se manifiesta en torno a lo que se denomina la democracia “directa” o “participativa”. Esta última, sin embargo, las más de las veces esconde la realidad de una democracia personalista, populista, plebiscitaria y “delegativa” (Guillermo O´Donnell).

A decir verdad, no hay sustituto para la democracia representativa y sus instituciones, la que aparece como la columna vertebral de todo el sistema interamericano, desde la Carta de 1948 que crea la Organización de Estados Americanos, hasta la Carta Democrática Interamericana, del 11 de Septiembre de 2001. Las instituciones importan (Douglas North), mientras que la democracia debe ser entendida como un “sistema de instituciones” (Adam Przeworski).

Es este tal vez uno de los grandes aprendizajes en torno a esta reciente ola democratizadora.La “tercera ola” democratizadoraEl mismo Przeworski, refiriéndose a la caída del Muro de Berlín y del comunismo señaló que dicho proceso constituía entre otras cosas un fracaso rotundo de las ciencias sociales, las que se habían empeñado, desde la década de 1960 en adelante, en distinguir artificialmente entre regímenes “totalitarios” y meramente “autoritarios”, siendo una de las características de los primeros su carácter supuestamente “irreversible”.

La realidad de la libertad y la democracia habría terminado por imponerse sobre las elaboraciones teóricas formuladas en el campo de las ciencias sociales.

Algo similar podríamos decir de esta “Tercera Ola” democratizadora en América Latina. En efecto, desde la década de 1950 en adelante, primero con Seymur M. Lipset, luego con Howard Wiarda y otros, y desde distintas perspectivas, se habría dado a entender que, para poder asentarse, la democracia necesitaba de ciertos “pre-requisitos” y condiciones “estructurales” (económicas, sociales, culturales, políticas, y de todo tipo), sin los cuales era impensable aspirar a establecerla y consolidarla en la región.

Así, por ejemplo, en el ámbito económico-social, el crecimiento económico de la región, su ingreso per cápita, el nivel de desarrollo, la falta de complejidad de su estructura de clases y la ausencia de una clase media, entre otros, explicarían las dificultades para establecer la democracia en América Latina.

Por otro lado, los rasgos elitistas, corporativos, patrimonialistas, centralistas, clientelistas o católicos –en definitiva, autoritarios– de su cultura política, ayudarían a explicar la ausencia de la democracia política en nuestro Continente. En una versión más reciente, y en el ámbito político, Juan Linz y Arturo Valenzuela, entre otros, creyeron ver dichas dificultades en la existencia y la persistencia de formas de gobierno presidenciales.

En fin, frente a este cúmulo de esfuerzos de elaboración teórica en el ámbito de las ciencias sociales, podríamos decir que la democracia es más fuerte en América Latina –y en el mundo, a decir verdad– y que esta “Tercera Ola” democratizadora, a pesar de todas sus debilidades, vacíos y contradicciones, ha demostrado una fuerza inusitada frente a la cual quedan al desnudo muchas falencias en el campo de las ciencias sociales.El argumento que hacemos no es en contra de la importancia de esas condiciones “estructurales”, incluso en la perspectiva de consolidar una democracia estable, sino más bien contra un cierto determinismo que acompañó los debates en el campo de las ciencias sociales por años y décadas, y que fue advertido y denunciado tantas veces por grandes –aunque escasos– cientistas sociales, entre los que destaca con mucha claridad alguien como Albert Hirschman.

De hecho, puede decirse que vivimos, de alguna manera, un “momento hirschamanismo” en América Latina, en torno a lo que ese autor denominó como “posibilismo” y, más concretamente, la “economía política de lo posible”, más allá de condiciones, requisitos o pre-requisitos “estructurales”, y determinismos de diversa índole.Pobreza y desigualdad en sentido estratégicoHay que pensar –y repensar– la pobreza y la desigualdad en un sentido estratégico: una idea simple y poderosa a la vez. Más allá de los ciclos democráticos y autoritarios, o de los ciclos de la economía, con sus altos y bajos, si hay algo que persiste en América Latina es el tema (y la realidad acuciante y escandalosa) de la pobreza y la desigualdad.Enfrentar dicho tema con un sentido estratégico significa hacerlo desde una mirada de mediano y largo plazo, sobreponiéndonos a los ciclos económicos y electorales y, en general, a la mirada de corto plazo, que es la mirada propia y recurrente que encontramos en nuestra realidad política latinoamericana.

Tenemos democracia como nunca antes, en el campo político, tenemos los mercados y la apertura externa también como nunca antes, en el campo económico, pero el gran debate en Chile y América Latina, es sobre la problemática social (¡y en buena hora!) y la mejor manera de abordarla.El mercado es insuficiente por sí mismo para construir una sociedad democrática. Necesitamos de estados fuertes y eficientes, modernos y transparentes, así como de políticas públicas proactivas, para complementar el esfuerzo en base al crecimiento económico y el trabajo de las personas y las familias. Pero, con la misma claridad, el estado es insuficiente, por sí solo, para financiar el enorme esfuerzo social que se requiere.

No vamos a reproducir el “estado de Bienestar” europeo, con el nivel de crecimiento y desarrollo, y la realidad fiscal y tributaria de nuestros países de ingresos medios, en una etapa de desarrollo intermedio. Pensar la pobreza en sentido estratégico significa también innovar en este campo en torno a un esfuerzo compartido del Estado y las personas, del sector público y de la sociedad civil, para co-financiar y hacernos co-responsables del esfuerzo social, pasando de un enfoque estático, consistente en contar el número de pobres y focalizar las políticas en la pobreza y la extrema pobreza, a un enfoque dinámico que considere desde la realidad de la vulnerabilidad y la movilidad de las personas y sus grupos familiares, en una perspectiva de universalización de derechos y prestaciones sociales.

Esta mirada estratégica tiene también mucho que ver con las políticas anticíclicas que algunos de nuestros países han seguido; es decir, la idea simple y poderosa a la vez de que hay que ahorrar en los momentos de “vacas gordas” para poder gastar y mantener los programas sociales en momento de “vacas flacas”. Habría que preguntarse hasta qué punto se sostiene el “boom” de las exportaciones de nuestra historia económica más reciente, y hasta qué punto los países de la región no están siguiendo políticas “pro-cíclicas”, con las consecuencias fáciles de imaginar y prever en un momento de “bust”, o de vacas flacas.

Estabilidad macro económica como “bien público”No hay forma de hacer frente a la realidad de la pobreza y la desigualdad si no es sobre la base de la estabilidad: estabilidad macro política (democracia), pero también estabilidad macro económica.Junto con algunos logros en torno a la estrategia de Industrialización Sustitutiva de Importaciones, o de “crecimiento hacia adentro”, basada principalmente en la acción del Estado, es evidente que uno de sus efectos negativos fue el impacto macro económico: la realidad persistente (¿estructural?) de la inflación y la hiperinflación, los déficit fiscales crónicos, las crisis recurrente de balanza de pagos, la manipulación de los tipos de cambio, la discrecionalidad de la autoridad pública en una serie de materias, crearon un paisaje bastante generalizado de desequilibrios macro económicos.

Al final del día, la inflación y la inestabilidad golpean principalmente a las clases asalariadas, a los trabajadores del sector formal y al mundo de la pobreza en general. No hay que olvidar que una parte no despreciable de los sectores populares en América Latina, se volcaron en la década de 1990 a apoyar a líderes “neo-liberales neo-populistas” como Carlos Menem y Alberto Fujimori, quienes prometieron (y en parte lo lograron) reducir la inflación y en definitiva hacer más previsible la vida cotidiana de las personas y las familias, enfrentados al flagelo de los procesos de hiper-inflación de la década de 1980 (la “década perdida”, con la crisis de la deuda y otros males).

Esos gobiernos (la lista es larga) terminaron no sólo mal sino pésimo, por una serie de razones que sería largo enumerar. Convengamos, por lo menos, que de toda esta historia que va de la industrialización sustitutiva de importaciones hasta las fallidas reformas neo-liberales de la década de 1990 con el trasfondo del “Consenso de Washington”, pareciera existir una nueva conciencia (y una demanda popular, me atrevería a decir) en torno a la necesidad de procurar estabilidad, en lo político y en lo económico. Esto último significa considerar a la estabilidad macro económica como un bien público. Así como la autoridad tiene que procurar bienes públicos clave e importantes, como la seguridad, tiene que ser capaz de proveer también de estabilidad. La gobernabilidad fiscal y monetaria, la autonomía de los bancos centrales, las políticas contra-cíclicas, la regulación de los mercados financieros, una cierta ortodoxia al lado de la heterodoxia que ha sido propia de las políticas económicas en la región, encaminados a introducir estabilidad y predictabilidad en la vida diaria de los ciudadanos de América Latina, bien pudiera ser una de las lecciones que hemos aprendido en nuestra historia reciente. No hay manera de luchar legítima y eficientemente contra el flagelo de la pobreza y la desigualdad si no es sobre la base de la estabilidad.

No hay atajos en el camino al desarrolloEl populismo es la promesa de satisfacción inmediata de las demandas sociales. Está orientado, casi por definición, al corto plazo. El populismo es la economía política de la impaciencia. Es, por lo mismo, imposible de sustentar económica y políticamente, entre otras cosas porque se basa en la identificación entre un líder carismático con las masas populares, más que en las instituciones (más bien es la negación de la democracia entendida como un “sistema de instituciones”). El neo-populismo de nuestros días tiene una base de legitimidad democrática formal que no se puede negar, pero descansa en definitiva en “la superior calidad y legitimidad del líder, que se presenta a sí mismo como un redentor y la encarnación del pueblo y de la nación”. Si alguna duda puede caber sobre esta afirmación, miremos con atención la siguiente descripción de José Vicente Rangel, cercano colaborador de Hugo Chávez, ex Vice Presidente de la República, ex Ministro de RR.EE. y ex Ministro de Defensa del régimen Chavista, en relación al líder venezolano: “si algún poder representa Chávez es el poder del pueblo, es decir, Chávez está por encima de las instituciones porque encarna al pueblo”.

El populismo puede tener resultados en un momento de “vacas gordas”, como el que vive hoy América Latina (Hugo Chávez, Evo Morales o Rafael Correa), o como la realidad que vivimos en la década de 1950 (Juan Domingo Perón, Getulio Vargas, entre otros), pero escasamente podrá sobrevivir a un momento de restricciones económicas o de “vacas flacas”. Es este el talón de Aquiles del populismo en América latina, junto con su extrema personalización del poder. Es por ello que el populismo, el viejo y el nuevo, el de ayer y el de hoy, está condenado a fracasar. En otras palabras, no hay atajos –y el populismo es, por definición, el camino del atajo– a las tareas del desarrollo y de la democracia. En cierto sentido, el populismo es uno de los principales obstáculos a la consolidación de una ”Democracia de Instituciones” en la región, aunque quisiéramos dejar planteado que el problema de América Latina, hoy, no es el populismo sino las causas que lo originan.

Son muchas las lecciones que se pueden extraer de nuestra historia más reciente en América Latina, pero las cinco que hemos mencionado anteriormente son las que más nos llaman la atención desde el punto de vista de lo que se conoce en las ciencias sociales como proceso de aprendizaje (“learning process”).

Fuente: Mirada Global

Gobierno venezolano se prepara para las elecciones

In AMÉRICA LATINA, BOLIVIA, COLOMBIA, ECUADOR, VENEZUELA on noviembre 16, 2009 at 12:11 am
Por Edgar C. Otálvora

Al parecer por un error de dos agentes de inteligencia militar, quedó develada una investigación seguida por las Fuerzas Militares colombianas sobre nexos entre círculos bolivarianos y personal castrense de ese país.

Según informara el miércoles el general Freddy Padilla, jefe de las fuerzas armadas colombianas, la investigación se inició el pasado mes de enero y continuará. Se trataría de prevenir un avance de sectores de la izquierda colombiana que han asumido el discurso “bolivariano” de Hugo Chávez, y que se están proyectando hacia personal militar. Caracas le restó importancia al asunto y el canciller Nicolás Maduro Moros, calificó la información como una “campaña o maniobra” que busca atentar contra “la voluntad de los gobiernos de Venezuela y Colombia por tener relaciones extraordinarias”.

Lo anterior gana mayor relevancia si se toma en cuenta las expresiones del profesor Feijoo Colomine en un evento realizado esta semana en Caracas bajo el patrocinio de la alemana Fundación Friedrich Ebert y el Woodrow Wilson Internationl Center for Scholars. de EEUU .

Seguir Leyendo…


Colomine afirmó que el gobierno venezolano tiene muy en cuenta que alrededor del año 2010 se producirá un nuevo ciclo electoral en Latinoamérica. Y agregó que el gobierno de Chávez se está preparando en función de ello. Colomine no detalló las acciones que está ejecutando el actual gobierno venezolano en previsión de las futuras elecciones en los países del vecindario. Pero quedó en el público presente – conformado por expertos de varios países – , la impresión de que Caracas desde ya está apoyando a organizaciones o candidatos que puedan, como en el caso de Rafael Correa en Ecuador, alcanzar la Presidencia y declararse aliados de Chávez.

Colomine es un alto funcionario de los equipos venezolanos que hacen seguimiento a los temas fronterizos. Durante el gobierno Caldera II fue incorporado a estas funciones por el para entonces Ministro de Fronteras Pompeyo Márquez.

El calendario electoral latinoamericano para finales de la primera década e inicios de la segunda década del siglo, es como sigue: En el 2008 elecciones en El Salvador, donde Venezuela está apoyando al marxista Frente Farabundo Martin (FMLN) con acuerdos de suministro petrolero a alcaldías bajo su control. El próximo año también habrá elecciones en Guatemala, donde la Premio Nobel Rigoberta Menchú aspiraría a la Presidencia. Vía Evo Morales, Caracas estaría estableciendo puentes con la candidata indígena.

Las próximas elecciones en Bolivia y Ecuador estarán supeditadas a los resultados de sus respectivas reformas constitucionales, promovidas por Evo Morales y Rafael Correa. Ambos aspiran a “relegitimar” su mandato cuando ya esté aprobada una nueva constitución, siguiendo el esquema utilizado por Hugo Chávez en Venezuela.

En el 2010 habrá elecciones en Brasil, Colombia y Costa Rica. En el caso brasileño, los analistas de ese país mencionan las especiales relaciones que Caracas mantiene con sectores radicales de la izquierda, distanciados de Lula, pero cercanos con Chávez. La dirigencia troskista del Movimiento de Trabajadores Sin Tierra serían los agraciados con el apoyo caraqueño para consolidar una alternativa ante la socialdemocracia brasileña.

Los vínculos entre el gobierno venezolano y la izquierda legal colombiana -concentrada alrededor del Polo Democrático Alternativo- han sido debidamente confirmados en el último año. Durante la campaña electoral presidencial colombiana del 2006, la ciudad de Caracas se vio inundada de afiches que promovían la candidatura de Carlos Gaviria, los cuales fueron pegados en las paredes por grupos de emigrantes colombianos con abiertos nexos chavistas.

Circula un informe elaborado por funcionarios de una cancillería sureña que participan en las negociaciones Mercosur-Venezuela. Se trata de la comisión que discute los términos y plazos de la incorporación definitiva de Venezuela a las reglas que norman el comercio entre los miembros del esquema sureño. El informe revela la sorpresa de sus autores ante el reiterado cambio de posiciones de los representantes venezolanos. El informe insinúa que Caracas busca posponer al máximo, el cumplimiento de sus compromisos con el Mercosur. Un alto diplomático sureño consultado, afirmó que en realidad se siente que los negociadores venezolanos no poseen directrices claras de su gobierno sobre las micro y macro decisiones referidas a aranceles, plazos de aplicación, etc.

El profesor Carlos Romero sostiene que inevitablemente Bolivia se convertirá en el sitio donde las tensiones entre Venezuela y Brasil se pondrán en directa evidencia. Esta semana pudo verse al presidente Lula, en un gesto poco usual en él, declarando fuerte contra Evo Morales. Se produjo a propósito de las negociaciones para la re-compra por Bolivia de unas refinerías en manos de Petrobras. El negocio se cerró el jueves en la noche. Bolivia pagará US$ 112 millones a la petrolera brasileña, bastante más de los US$ 60 millones que ofrecía Morales inicialmente por las refinerías de Santa Cruz y Cochabamba..

Daniel Ortega., presidente de Nicaragua, habría solicitado a Hugo Chávez un pronunciamiento sobre el diferendo limítrofe que los nicaragüenses sostienen con Colombia por la soberanía de las islas de Providencia, San Andrés, Santa Catalina, los cayos Rocador, Serrana, Serranías y Quitasueños. El caso fue llevado por Nicaragua a la Corte de La Haya por el anterior gobierno y es un tema que Ortega pareciera querer utilizar como elemento cohesionador político interno. Hasta ahora Chávez no ha dado muestras de querer involucrarse en un asunto que lo pondría en ruta de choque directa con Colombia.

Dos aliados externos de Chávez mantienen una línea de confrontación directa con Colombia. Rafael Correa está convirtiendo el tema de las fumigaciones de glifosato en la frontera, en el eje de sus presiones políticas contra el gobierno de Álvaro Uribe. El nicaragüense Ortega, incluso se abstuvo de asistir a una reciente cumbre presidencial del Plan Puebla-Panamá tras rechazar la presencia de Uribe en el evento.

El profesor mexicano Raúl Benítez de la Universidad Nacional Autónoma de México, de visita esta semana en Caracas, expresó una frase lapidaria sobre Nicaragua y el sandinismo. En su conferencia afirmó que en toda Centroamérica la conducción de la política económica está en manos de los grupos económicos más poderosos de cada país. Incluyendo a Nicaragua donde una de las familias más ricas del país controla el gobierno. Se refería a la familia Ortega.

Fuente: Defesanet

Un año marcado por elecciones en América Latina

In AMÉRICA LATINA, BOLIVIA, CHILE, HONDURAS, URUGUAY on noviembre 15, 2009 at 4:17 pm
Presidenciales en Bolivia, Chile, Honduras y Uruguay

El año 2009 está siendo esencialmente electoral en América Latina, con procesos en los que está en juego un nuevo mapa político regional.

Además de Uruguay, el año puede cerrar con nuevos gobiernos en Bolivia, Chile y Honduras.

En Bolivia, el presidente Evo Morales logró en enero que se aprobara en un referéndum una reforma constitucional habilitando la reelección. Morales adelantó para el 6 de diciembre próximo las elecciones presidenciales prevista para 2010, en las que buscará su segundo mandato consecutivo.

En Centroamérica, la convulsionada Honduras cerrará las elecciones en noviembre. El oficialista Mauricio Villeda del Partido Liberal y el opositor Porfirio Lobo del Partido Nacional se enfrentarán en las elecciones del 29 de noviembre. Mauricio Villeda es un abogado de 60 años, hijo del ex presidente liberal Ramón Villeda Morales (1957-1963), Porfirio Lobo, ya fue candidato en 2005 cuando perdió ante el actual presidente depuesto, el liberal Manuel Zelaya.

Seguir Leyendo…


En abril, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, fue reelecto tras conseguir en 2008 aprobar una reforma constitucional que le permitió volver a postularse.

Si de reelección se trata, el campeón en la región es el venezolano Hugo Chávez, que lo puede hacer indefinidamente, reformas constitucionales mediante ya aprobadas. El objetivo de Chávez es ser reelecto hasta el año 2019.

En El Salvador el ex guerrillero del FMLN, Mauricio Funes, un periodista muy popular en su país, se impuso en las elecciones de marzo al candidato del conservador ARENA, Rodrigo Ávila, un ex director de la Policía Nacional Civil.

En Panamá, el candidato de la oposición Ricardo Martinelli, le ganó las elecciones en mayo a la oficialista Barbina Herrera, apoyada por el presidente centroizquierdista Martín Torrijos.

El año se cerrará con las elecciones en Chile el 13 de diciembre. El favorito para suceder a la socialista Michelle Bachelet es el candidato de centroderecha Sebastián Piñera.

Además, en 2009 hubo elecciones legislativas para renovar parte de sus Parlamentos en Argentina (28 de junio) y México (5 de julio). En 2010 habrá elecciones en Brasil.

Fuente: El País Digital

Sobre el partenalismus del Estaburo cubensis

In AMÉRICA LATINA, ARTÍCULOS Y MÁS, CUBA on noviembre 2, 2009 at 5:50 pm
Un poco en broma y mucho en serio, focalicemos el paternalismo de manera distinta a su “marketing político”, y visualicemos la herejía que se re-despierta.

Por Miguel Arencibia Daupés

“Creen -los mediocres- que el buen humor compromete la respetuosidad y estimula la anarquía del reír.” *

José Ingenieros

Bueno, pues tal absurdo es semejante a lo que nos quieren presentar algunos involuntarios humoristas de la política cuando le achacan al pueblo ser causante del paternalismo burocrático-estatista. Más “genial” aún es aquel que sitúa dicha culpa en el síndrome del pichón (cual vive pendiente de que le pongan su sustento dentro del buche). ¡Cómo nos hemos reído con ello y gozado con los comentarios que tan poco loable empeño ha suscitado en las filas de “nuestro-pueblo”!

Seguir Leyendo…


Como Marx diría que aquello es un análisis subvertido; o sea: “patas arribas”, vamos a tratar aquí de enderezarlo.

Sin ponernos, al principio, muy serios (con sombrero o sin sombrero, diría el cómico Chaflán), digamos de un solo tirón lo que entendemos por paternalismo: es una forma relativamente disimulada de dominación, ejercida desde un poder real; consistente en un autoritarismo que invade la esfera de la autonomía individual y, a través de esto, conculcador de derechos de los “paternalizados”.Rampán.

Vaya, que lo dicho cabe tanto para las relaciones paterno-filiales dentro de la familia, como en las establecidas coercitivamente entre gobernantes y gobernados. Bueno pues, con la visión de las primeras, lleguemos al quid de las segundas en Cuba.

El paternalismo –con interferencias de patriarcado- en lenguaje más criollo es aquel unánimemente interpretado, no como cuidado y protección normales que debe dar todo padre/madre a su prole, sino el llamado “celo” hiper-excesivo, por el cual se inmiscuyen en las elecciones y decisiones de sus hijos.

Es una “sobreprotección” anómala, más condicionada por la construcción mental y el interés del paternalista, que ocasionada por el sometido; aunque en éste quede la responsabilidad de librarse de tales “amorosas” cadenas…

El paternalismo comienza con la visión del progenitor acerca de la inmadurez/incapacidad de su descendencia para adoptar con autonomía sus determinaciones y materializarlas, a tono con lo que aquél piensa que deberían ser. Esto dice tanto con las más sencillas acciones en materia de defecación o de saberse abrochar los zapatos cuando el(a) niñ@ ya está adelantado en la escuela primaria, hasta con la elección de la carrera o el(a) novi@ cuando se tiene lo que hay que tener, y se sabe usar adecuadamente o quizás solo con algún que otro consejillo.

¿Quién no ha oído a una Evarista decirle a la crecidita y adultica Marialeydis, ya trabajadora, que ni piense en estar con Raylester, y le acabe de decir que sí a Marcusio, que tiene más “futuro”? ¿O el vecindario no sabe que Filiberto decidió que su muchachón “tumbara el katao” con la idea del deporte (en que ahora vamos mal) y se metiera a médico? ¿No se conoce que Juanicho le impuso a su garzón escapar por los cables de la cibernética o la salada vía de marinero internacional, cuando el no tan chico prefería el plano terrestre de la Ingeniería en Agronomía (¡qué tanta falta nos hace)?

Pero… y antes de llegar a eso, los susodichos decían a sus hijos adolescentes que no les darían la llave de la casa. O que si iban a una fiestecita no podrían llegar pasada tal hora; de lo contrario, “mejor ni vengas y olvídate que ésta sea tu casa, ¿me oíste?” Sin embargo, los “premiaban” si los sobreprotegidos obtenían buena nota o pasaban de grado (como si no fuera su deber, y el pase de grado no hubiera llegado a “orientarse de cajón”).

Hay muchos padres que creen tener mascotas, en lugar de hij@s. Si Uds. no lo habían pensado aún, vamos a reflexionar sobre lo siguiente.

A la perrita Fefi, mi vecino Manolo la entrena (le da instrucción) a su conveniencia para que le sea más útil y simpática cada día. La alimenta, quizás no con lo que ella quisiera o le haga falta. Le pone específicas vacunas y le “abatiza” sus pulgas y garrapatas. Por supuesto, no tiene potestad de salida libre del hogar pero sí la distrae, ya que tiene sus paseos diarios; claro que estos son cuándo y por dónde él lo determine y el tiempo total que estime; con su arreo puesto y bajo su vigilante mirada, para que no haga lo que le pueda parecer inconveniente. No le gusta que se reúna con cualquier perro o se vincule a ninguna jauría, salvo con los que él permita, para que no se contamine de tantas cosas que hay por ahí. Cuando ladra, da un break a sus ladridos, hasta que le son muy insistentes o demasiados fuertes, porque entonces los reprime. Y, si se porta bien, la premia con un pedacito de dulce´ guayaba. Pero…óigame… si un día se le escapara, que ni piense en regresar, que las puertas de la casa estarán cerradas para ella. ¡Perra ingrata, traidora, con todo lo que ha hecho por ella!

¿Esos padres y madres paternalizadores no tienen parecida relación de dominación a la de Manolo-Fefi, con sus “paternalizados,? ¿No son éstos mascotas humanas?

¿Y no es así para nuestro actual Estaburo (léase: Estado burocrático), ente congénito del Sistema Administrativista? ¡¿Que si no?! Es que en casi todo sucede igual. Como en la denuncia de esa frase popular entre los cubanos de varias generaciones: “No se nos ha dicho cree, sino lee. Y esto es lo que tienes que leer”. Al final, observamos un Estado auto-conceptuado de supra; que se ve a sí mismo externo, por encima, enajenado de la sociedad vista ésta como el conjunto total de los ciudadanos, con los que aquél debería venir obligado por el consenso socialy no de la forma en que él considera.

Si tales dominadores (naturales o jurídicamente constituidos) forman (educan-amaestran-domestican; en fin, doman) con la “pedagogía del paternalismo” a sus dominados; si de estos lo que les interesa es obediencia y sumisión ante las imposiciones ¿cómo criticarlos y exigirles que actúen con independencia y autonomía; más cuando siguen –como Fefi- con los arreos puestos y bien ajustados? Porque debo conceder el beneficio de la duda, no diré que esa intención de los histriónicos políticos sea producto de un desafiante cinismo, sino de que estén afectados por aguda impotencia mental.

En el caso del Estaburo, ni siquiera se puede hablar de conducta paternal, pues es el estado el subsidiado por los trabajadores. El excedente social general es “distribuido” en Salud, Empleo, Educación, Deporte o Cultura; pero no del todo, porque buena parte desconocida se queda en el excesivo aparato burocrático y sus otras desviaciones. “Plusvalísticamente” hablando, lo que se quitó a la enorme “horda” de asalariados que esperan y desesperan por obtener el pago correspondiente al gasto de su fuerza de trabajo, según la crítica de Marx al Programa de Gotha, de acuerdo con el axioma “De cada cual…y cada cual…, no lo que se le antoje al Estaburo”.

¿Entonces, cómo no homologarse nuestra condición a la de las mascotas? si hay carencia de los “inalienables” derechos que más nos diferencian de los otros animales, tales como el ser informado libremente y participar en las decisiones que atañen a nuestras propias vidas. Así como nos faltan otras libertades: de prensa, de asociación, de reunión, de educación sin adoctrinamiento, incluida la autonomía universitaria, de sindicalización, de migración externa e interna. Y fundamentalmente de la muy marxista autogestión económica, que (parodiando a Pedro Luís Ferrer) destra…tra…tra..baría las tan, tan tra..tra…tra..trabadas relaciones de producción al liberar de su actual frenolas fuerzas productivas.

¿En qué nos diferenciamos de los otros animalitos domesticados dentro de un régimen buro-totalitario? ¿Quien lo puede contestar sin manipulaciones? Nadie ¡Cooooooorrecto!!!

Es cierto que hoy en nuestro caimán verdi-amarillo existe una extendida simulación socialmente organizada, del tipo “sigue la o­nda pa´que no te pase nada”. Pero tenemos una pésima noticia para los “sometedores”: la mayoría de los ciudadanos cubanos a los que se trata de someter no se ven como dominados. En sus pensamientos, no se han “construido” como canes, esclavos, ni siervos de la gleba.

Esas son las cosas de las personas que definen el progreso de la humanidad, a pesar de que éste sea en zig-zag.

Hay en Cuba una fuerte actitud contestaria que se va generalizando, encabezada por jóvenes (más parecidos a su tiempo que a sus padres y mucho menos aún que a sus abuelos y bisabuelos) y diversos segmentos de la intelectualidad que no dejan de ser proletarios. ¡Santa herejía de una izquierda que se niega a que la lleven hacia la derecha, a la regresión hacia el capitalismo privado como ya antes ha pasado en otras invenciones “socialistas”!

De esa “cierta manera” de la Alicia en el país de maravillas, y sólo como para muestras unos botones, ejemplifiquemos con algunos casos:

La llamada guerrita de los e-mails, que no obstante a su diminuto, tuvo un fuerte impacto, con su estela de las intervenciones de César López, Coyula, Heras, Desiderio y más.

Y otros después, en el Congreso de la UNEAC.

Inolvidable como movió piso la interpelación del joven Eliécer al Presidente de la Asamblea Nacional, que nos representa en la demo-acracia**

Y Pablito en su pública desconfianza ante los actuales dirigentes de 75 años en adelante. Con Varela que sigue ansioso porque Guillermo Tell entregue la ballesta a su hijo, y lo sustituya bajo la manzana.

Los popularísimos Aldeanos expresando en sus dinamitantes raps – cuales circulan “a golpe de flash” o en los CDs del merca-Right (aunque sea por la “izquierda”)- que “no nos quedaremos callados” pese a que “se acabó el abuso y comenzó el atropello” ***; y muchas miles de voces, que se incrementan, cantan con ellos.

Con Mente é pollo se carcajean millones cáusticamente sobre las liviandades de nuestro acompañamiento oficialista.

Los estremecedores escritos de canosos como Aurelio Alonso, Martínez Heredia, Leonardo Padura, Pedro Campos y los Félix(es) Guerra, Sánchez y Sautié, Soledad Cruz y Radulfo Páez, entre otros. Así como de los menos entraditos en años, Chaguaceda, Dimitri Prieto, Dacal,Guanche, Acanda el joven, Carlos Ignacio Pino, David Perdomo e Hiram y varios más. Y los correos a corazón abierto y nombre completo, de electrones ciudadanos; que intra-navegan constantemente.

El caso del colectivo de trabajadores de muy conocida cadena gastronómica que –huérfano sindicalmente, ¿qué raro, verdad?- se consiguió un abogado timbalú e interpuso una demanda judicial contra una nueva regulación laboral que los perjudicaba. Colectivo que no ceja en su empeño aunque continúen haciéndole dos y más inspecciones semanales por parte de la superioridad burocrática…digo: administrativa, cuando antes eran tetramestrales.

O lo sucedido en un taller patrocinado por la Cátedra Gramsci, delInstituto Cubano de Investigaciones Culturales Juan Marinello, (éste y el de la revista Temas son los dos capitalinos espacios de debate, excepcionales en el país), en que al hablarse sobre la relación de la juventud con el proceso que comenzara en Cuba a partir de enero de 1959, los allí presentes, todos dentro del posicionamiento más activo y el pensar más esclarecido de nuestra cotidianeidad (orgánicos inclusive), convinieron en que sería más procedente si se omitiera el artículo “la” del conocido slogan-cartel que propugna: HACER NUESTRA la REVOLUCIÓN.

Por algo será.¿O no?

Fuente: Kaos en la Red

Analizan resultados de elecciones en América Latina

In AMÉRICA LATINA, BOLIVIA, CUBA, URUGUAY on octubre 30, 2009 at 8:26 pm
La derecha lanzó una contraofensiva para hacer retroceder los avances de las fuerzas progresistas y de izquierda que han tomado el poder en los últimos años en América Latina, alertó hoy un reconocido experto cubano.

Luis Suárez, profesor del Instituto Superior de Relaciones Internacionales, dijo que los poderes hegemónicos instrumentan políticas neoliberales bajo un nuevo signo.

Suárez intervino en la Mesa Redonda Informativa de la radio y televisión que tuvo como tema Elecciones: crisis y resistencia en América Latina, donde afirmó que este es un tema complejo que merece el seguimiento de todos aquellos que pretenden un mundo mejor.

Existe una agudización de la crisis multidimensional del capitalismo, y la experiencia histórica ante este panorama es que las soluciones de las fuerzas dominantes son de mayor sobreexplotación, más concentración de la riqueza y la adopción de acciones y programas para derrotar cualquier resistencia de la población, dijo el politólogo.

Seguir Leyendo…


Opinó que la izquierda y otros sectores progresistas deben saltar de la resistencia a proyectos nacionales y de unidad e integración regional, capaces de consolidar los éxitos en cada país y de derrotar definitivamente a las oligarquías y quienes los apoyan y dirigen desde Estados Unidos.

El panel valoró la primera vuelta de los comicios en Uruguay, donde el candidato del Frente Amplio José Mujica obtuvo el primer lugar con el 47,4 por ciento de los votos válidos, aunque tendrá que esperar a un segundo balotaje, el 29 de noviembre, para ganar la presidencia.

Suárez y los periodistas Marina Menéndez y Renato Recio comentaron la posibilidad de que la derecha triunfe con la unidad de los partidos derechistas Nacional y Colorado en torno al candidato Luis Alberto Lacalle, aún cuando en la primera vuelta estuvo casi 20 puntos por debajo de Mujica.

Este es el fruto de una reforma constitucional tramposa introducida en 1996, impuesta por las clases dominantes para estos casos, consideraron, y recordaron que ya en 1999 el entonces candidato del Frente Amplio Tabaré Vázquez fue derrotado en una segunda vuelta, aun cuando fue el candidato más votado en la primera.

La mesa evaluó la posibilidad de Evo Morales como favorito para las elecciones de Bolivia el seis de diciembre, y además que éste logre el dominio de su partido en el Senado y la Cámara de Diputados.

En ese país se destaca la figura de Evo salido desde lo más profundo de su pueblo, y que impulsa un programa que ha rescatado las riquezas nacionales para beneficio de la nación, incluyendo las grandes reservas de gas natural y ahora los enormes yacimientos minerales para obtener litio.

Declaró al país libre de analfabetismo, cuando más de 824 mil bolivianos aprendieron a leer y escribir, y ha seguido una política de atención a ancianos, niños y mujeres embarazas que ha favorecido a los más desposeídos.

Bolivia es el país de América Latina que mayor crecimiento tendrá en América, en este año, con un tres por ciento por ciento del Producto interno Bruto, destacó un informe leído en el programa.

En comparación cifras de organismos internacionales prevén que al cerrar el 2009 el conjunto de las economías de América Latina y el Caribe tendrá un crecimiento negativo del dos por ciento, la pobreza habrá crecido en un 10 por ciento, y el desempleo en un nueve.

La mesa redonda también dio seguimiento a la repercusión internacional de la histórica votación en las Naciones Unidas donde 187 de los 192 países de esa organización condenaron el bloqueo económico y comercial de Estados Unidos contra Cuba.

Fuente: Cuba Web

Memorias para el olvido

In AMÉRICA LATINA, ARTÍCULOS Y MÁS, CUBA on octubre 30, 2009 at 8:19 pm

Por Jorge Gómez Barata

Mediante técnicas de reciclaje y marketing político que incluyen publicidad, manipulación y sensacionalismo, la industria del anticastrismo en Miami, con el auspicio de la editorial Santillana y el Grupo PRISA de España, ha lanzado al mercado un nuevo producto: Memorias de Juanita Castro.

Con semejantes asociados y procedimientos, contando con los recuerdos y las vivencias de una persona cuya relevancia se limita al apellido, nadie puede esperar revelaciones trascendentes, ni un suceso político. Se trata simplemente de una operación comercial de mal gusto y baja catadura moral.

A estas alturas, ninguna institución cultural o entidad política respetable se presta para un exhibicionismo en el cual se manipulan acciones conspirativas contra la Patria y la familia. Sólo faltó involucrar a Dios para lograr la triada perfecta.

El hecho es más chocante, precisamente porque, para tomar distancia de la frivolidad habitual, como ningún otro líder occidental, durante más de 50 años, Fidel Castro se ha esforzado por preservar la intimidad de su familia de los avatares de su actividad pública. Consecuente hasta la exageración nunca, por ninguna razón, incluyendo el protocolo de Estado, el líder cubano permitió que sus relaciones familiares y sus afectos se mezclaran con su labor oficial y con el ejercicio de su liderazgo. Esa posición y ese ejemplo se convirtieron en parte de la ética de la Revolución Cubana.

Seguir Leyendo…


Servirse de vínculos filiales que la mayoría de las personas envueltas en grandes procesos políticos tratan de preservar de contradicciones a veces inevitables, no entraña merito alguno, sino todo lo contrario, sobre todo cuando, como en este caso, no se trata de una persona que sacrifica valores para dar a conocer revelaciones de importancia histórica, sino de un folletín creado para echar a rodar afirmaciones francamente intrascendentes.

De ser cierto que a principios de la década de los sesenta la autora de las trabajó para la CIA, sería apenas una más entre miles de cubanos que por dadivas, dinero u otras motivaciones, entre las cuales pueden estar incluidos el odio, los afanes de venganza y la intolerancia, trabajaron para la CIA y se prestaron a servir como peones de la política norteamericana contra Cuba. En este caso, la diferencia provine de haber conspirado también contra familiares allegados. No hay en esa conducta mérito ni excepcionalidad alguna, sino al revés.

No hay que ocultar los hechos. Ninguna revolución evade su destino ni la intensa confrontación a que da lugar. Por su naturaleza, esos procesos dividen y provocan rupturas de las cuales en muchos casos, desdichadamente resulta imposible sustraer a las familias que se separan, se fracturan y en casos extremos se confrontan, cosa que para los protagonistas, constituye una tragedia que se sufre en silencio. Restañar esas heridas, unir y tratar de trascender el pasado, es un cometido humanista al cual, hace años la Revolución Cubana conducida por Fidel, trata de avanzar.

Las truculentas historias de querellas entre hermanos, padres e hijos hicieron correr las tintas y formaron un recurso manido por los peores panfletos al servicio de la propaganda anticomunista durante la Guerra Fría. Las colecciones de Selecciones s Digest y las librerías de viejo, están plagadas de tales historietasReader en las cuales los comunistas eran siempre los culpables.

Por esta vez, aunque sin quererlo, la publicidad de los enemigos de la Revolución Cubana favorece el esclarecimiento de los hechos. La verdad está a la vista: Fidel Castro es la víctima, el ofendido, el individuo contra el cual se conspiró y el que guarda un silencio que lo honra y lo enaltece. Se trata de un caso típico en el cual el disparo sale por la culata.

Fuente: El Mercurio Digital

El síndrome de Gato por Liebre

In AMÉRICA LATINA, ARTÍCULOS Y MÁS, VENEZUELA on octubre 27, 2009 at 8:37 pm
Por Freddy Ríos Ríos

Buchipluma con frecuencia cita a Gramsci y especialmente cuando pretende justificar 10 años de fracaso, con el tic a millón, -Tourette- exclama ´´El viejo mundo se muere. El nuevo tarda en aparecer´´, mentiroso contumaz modifica la cita, omitiendo, el caldo de sustancia, lo mejor de esta, su consecuencia dialéctica. ´´Y en ese claroscuro surgen los monstruos´´. Para las sociedades democráticas la alternabilidad constituye la medicina contra los monstruos autoritarios, que están en todas partes, en los partidos, en las ONG´S, las instituciones académicas, gremios profesionales, y en los medios de comunicación. En tiempos de crisis estos monstruos nunca actúan solos, tienen su coral, músicos pagados y ad honores, están en la zona gris, en el claroscuro, agazapados con su ego, dispuestos al sacrificio por la patria o por la institución.

Cosas veredes caro Sancho, cuando todo parecía que la unidad marchaba hacia la construcción de un proyecto triunfador, renace la antipolítica – hija bastarda de la política, que salió medio puta y moralista- a incordiar en el proyecto unitario, la mano peluda, con sobrancero apoyo mediático, resumido eficientemente por la interrogante dominical de Fausto Masó: “La oposición da pasos en la dirección apropiada, intenta unirse, aparece una mano peluda que actúa contra esa unidad. ¿Casualidad? O favores que le hace al Gobierno algún grupo económico”.

Se olvida la sabia conseja contenida en el acertó de Antonio Machado, probado reiteradamente, sobre los errores cometidos en la vida por causa del voluntarismo o deseismo; “En política sólo triunfa quien pone la vela donde sopla el aire; jamás quien pretende que sople el aire donde pone la vela”. El aire con su experiencia empuja hacia la unidad de la disidencia, plural y matizada y no sopla para reinventar proyectos de viejos experimentos fracasados, que dieron ayer nomás, puerta franca al autoritarismo chavista.

Seguir Leyendo…


Tiempo suficiente hubo ya para diferenciar los errores y redimir culpas de la política, -oficio de 24 horas al día, 7 días a la semana- sobre la legitimidad y limpieza de ideas y propósitos que generalmente ocupa a los políticos, que practican la ciencia o el arte donde se cuecen las habas del futuro nacional. Por pensar con el hígado, estamos como estamos y hemos sufrido tiempos de obscuro militarismo, suficiente además para aprender la necesidad promover la participación ciudadana en la política, única vía pacífica para derrotar las tiranías.

No debe haber espacio ya para la duda, estamos en la hora de los partidos, la política no es publicidad y medios, aun cuando sean estas dos de sus más importantes herramientas, los líderes políticos no son los gerentes o creativos responsables de una campaña, aquí no se trata de vender una imagen y la adopción de un concepto envuelto en una marca, se trata de algo mas, de convencer sobre la adopción de valores para la gobernanza, de internalizar proyectos, de construir soluciones, la política está llamada a la transformación de sueños y utopías en realidades tangibles.

El marketing político no debe imponerse sobre la política y el político, es decir que la autenticidad ideológica y el oficio no se deben sacrificar al perfil que los asesores diseñan para satisfacer la demanda del “mercado” mediante la supuesta interpretación -encuestas mediante- de las aspiraciones e inclinaciones del electorado, sus demandas y los principios superiores de equidad, justicia e igualdad, que lo animan. El político es el que es percibido por el pueblo como es, en su autenticidad y sin maquillaje, así Felipe González en la Campaña del 82, dijo en una concentración.”Aznar y Anguita son la misma mierda”. Ese era el político, el autentico Isidoro en campaña.

Cuando la antipolítica se pone camuflaje para actuar políticamente, se desmaterializa la realidad, aparecen supuestos operadores independientes, así por ejemplo, algunos periodistas, opinadores, columnistas, comunicadores y conductores de espacios mediáticos, analistas, dejan de ser lo que son o deberían ser – en razón de los principios que animan su oficio -, imparciales, objetivos , racionales, razonables y austeros, para convertirse en vedette, propagandistas de sus apreciaciones, inclinaciones, creencias o compromisos, que por razón de su voz o imagen, tienen que acatar los partidos. Es una nueva aristocracia política sin los deberes y obligaciones de la militancia, entonces, como decía Moisés Moleiro, se “constituyen los ´´0´´ en conducta”.

Estas conductas no afectan solo a los periodistas, sino también a exitosos profesionales que abordan la política como incursión meritocracia del renombre alcanzado en el ejercicio o encuestadores que asaltan el cielo justificando sus números, para de acuerdo a su monovisión, imponer estrategia y táctica a la dirección política opositora, o dueños de medios que en un salto cualitativo promueven al corazón que les late más cerca., no hay dudas, son interacciones cognitivas, afectivas y de comportamiento, son parte del armazón humano que puede convertirse en un síndrome.

Aquí vale la pena detenerse porque lo anterior solo tiene intención critica, solo aspira a la acción correctiva del zapatero a sus zapatos, lo cual no significa ahogar o secuestrar el debate necesario e impostergable, que debe dar la disidencia sobre el país que queremos y como lo vamos a construir, este debate como cualquier actividad o acción publicas debe ser con todas las cartas sobre la mesa, todo el mundo juega, no hay exclusiones, aquí no puede haber goles en posición adelantada o la “mano de Dios”, frutos de la proverbial viveza criolla.

El viejo dicho popular “dar gato por liebre” jamás soñó con alcanzar la relevancia de tener su propio síndrome, casi desconocido y hoy olvidado, empero visible. Se caracteriza por ignorar flagrantemente la dignidad de lo que el pueblo sabe y conoce, su proverbial sabiduría popular, es el “no parking bol”, en el camino se endereza la carga. Solo se reconoce cuando alguien pone una cagada magistral o cuando la Academia se pronuncia, lo popular no importa o importa poco, al final del día, la gente los descarta acertadamente cuando tiene la certeza o la impresión que quieren pasarle un “strike”, que existe la intención manifiesta de engañarlo de forma burda y alevosa, con nocturnidad. En nuestro país la antipolítica cabe completa, de cuerpo entero, en el síndrome del gato por liebre.

El término síndrome es utilizado para designar los trastornos caracterizados por series similares de síntomas etimológicamente no específicos, es un conjunto sintomático que presenta alguna enfermedad y que por sus características posee cierta identidad; posee síntomas y signos, que se presentan en tiempo y forma, con causas variadas. El más conocido tal vez fue el denominado por Nils Bejerot, como Síndrome de Estocolmo, descrito como la respuesta que desarrolla la víctima de secuestro, en su relación con su secuestrador, que incluso puede terminar ayudándolo a evadir a la policía o que un venezolano que lo haya sufrido deseara la reelección indefinida de Buchipluma.

Los hechos son renuentes, desvisten las mentiras, porque carrizo si era conocido por todos los actores de oposición que existía en la Mesa de la Unidad, la concertación casi absoluta para proponer al país la metodología para la escogencia de los candidatos, con un orden de prelación, cuasi jerárquico; el consenso, la encuesta y las primarias, sin descartar ninguno y dependiendo de las realidades locales, se promueven una posiciones disonantes. ¿Porque un sector minoritario cuantitativamente y cualitativamente, pero con amplio poder comunicacional, se adelanto con una proposición distinta? ¿Porque algunos políticos de experiencia militante cobijaron esta maniobra de la antipolítica? ¿Quienes animan la división de la oposición cuando Chávez es minoría? ¿Existen intereses económicos presionando contra la unidad de la disidencia? ¿Cual es la posición de los medios sobre esta maniobra antiunitaria?

Nadie puede olvidar que la gente no come cuentos, que la gente castiga, la abstención marco la vuelta al aislacionismo, es difícil sacarlos de la casa, a pesar que debían haber aprendido con palmeta, el costo y las consecuencias de la antipolítica, y por el hilo se saca el ovillo y por la muestra se conoce el paño.

Cuando lo que está en juego son las ventanas democráticas, es necesario comprender al país real y al país político, ahondar en ¿porque después de tanto desastre, tanta corrupción, tanta incapacidad, sigue existiendo un chavismo leal, a pesar de la precariedad del asistencialismo? Satisfacer la interrogante con pertinencia política permite dar repuesta a la no participación ciudadana en la contienda diaria y a incentivar su ingreso activo a la disidencia militante, esta repuesta debe el significado y connotación que el marxista italiano explano para la construcción política…”Instrúyanse, porque tendremos necesidad de toda vuestra inteligencia. Agítense, porque tendremos necesidad de todo vuestro entusiasmo. Organícense, porque tendremos necesidad de toda vuestra fuerza”, El orden del día está claro, es la inclusión organizada de todos, en consecuencia no se puede auspiciar, ahogar o secuestrar el debate necesario e impostergable , que debe darse sobre el país que queremos y como lo construiremos, la oferta debe ser pragmáticamente creíble por lo realizable.

El proyecto pasa por la escogencia de los candidatos unitarios a la Asamblea Nacional, que deben constituir representación inequívoca del país político y el país nacional. Deben estar los muchachos, que serán sin duda los líderes del mañana, deben estar los académicos e intelectuales para alumbrar con su inteligencia otros amaneceres después de este prolongado apagón, deben estar los técnicos y especialistas para dar forma al nuevo país, deben estar las individualidades y personalidades que se han destacado por su brillante lucha sin desmayo contra el militarismo autocrático, deben estar los obreros y campesinos para defender sus intereses de clase, y especialmente deben estar los políticos para que su experiencia y oficio marquen y orienten la impronta de las tareas legislativas y contraloras.

Lograr esta suma integradora no es fácil, pero se ha hecho en el pasado exitosamente, examínense los nombres de los firmantes de las Constituciones del 46 y 59, y se tendrán hitos referenciales para la escogencia. Siendo así es entonces mandatario explorar, con el menor costo posible la concertación unitaria como estrategia para derrotar a Buchipluma, es inadmisible que en nombre de la pluralidad democrática se pretendan crear escenarios inexistentes, para aupar otros proyectos sin espacios, personalistas, socarrones, e hipócritas, es hora como dice Pompeyo de rescatar patrióticamente el espíritu del 23 de enero.

Como colofón vaya el último párrafo del artículo de Tulio Hernández, en El Nacional ´´Cabrujas leyó bien el libro del futuro. Cuando todavía gobernaba Pérez, escribió “….El mundo es una crueldad infranqueable, un pupú real y cada vez que alguien decide salvarlo, el asunto termina en un desastre o en un mono encaramado en el poder “. Definitivamente cruel, después de 2 Pérez, 2 Caldera, vamos en 3 Chávez y estamos como estamos, en viaje marcial al siglo XIX, ningún salvador sirve. Creería Ud. a Michel Moore o a Eva Golinger, a Berlusconi o al sobrino de Mitterrand. Se bañaría Ud. con totuma o alumbraría con carburo. Hoy es domingo, día de visita a los presos políticos, bueno para recordar lo que dice Hausmann, en La Tercera, que pena dan los chilenos.

Fuente: Analítica

La crisis del capitalismo

In AMÉRICA LATINA, ARTÍCULOS Y MÁS, MÉXICO on octubre 27, 2009 at 4:00 pm
Por Camilo Elizalde Leon

¿Quien sera el Gorbachov de los EE.UU.?,me imagina que debera ser el proximo presidente de esa nacion, puesto que Bush tropezo con el seguimiento indiscrimidado del neoliberalismo, no tuvo la minima precaucion ni recato al dejarlo crecer,quienes hemos estado en un casino hay limites,para ganar existen topes y para perder simplemente no existen dichos topes, y en este caso fue alreves,dejaron a que la casa perdiera casi todo.

Ahora la compra de acciones de los principales bancos por el presidente Bush (una semi-nacionalizacion de la banca,la palabra nacionalizacion en ese pais esta prohibida,mas cuando se trata de bancos) pondra candados para que no surgan nuevamente estos casos.

Mexico fue el primer pais que debuto con estas crisis,se le llamo el efecto tequila,despues fue Argentina se le llamo efecto tango,un pais oriental tuvo una crisis similar (no recuerdo bien el pais) y se le llamo efecto dragon,la de Brasil se le llamo efecto Samba,a la crisis de la reinventada Rusia se le llamo efecto vodka,¿cual sera el nombre de la actual crisis de EE.UU.?

Seguir Leyendo…


La pregunta en el subtitulo de mi articulo es la que nadie a podido resolver,siempre entran al rescate de los que tienen dinero,pero a quienes no lo tienen nunca se les ha podido rescatar,lo peor de todo es que los pobres se van multiplicando y con estas crisis los ricos se van haciendo menos y mucho mas ricos,el sistema economico neoliberal nunca fue bien visto,pues en el pasado solo provoco guerras,revoluciones y sublevaciones populares,si ya lo sabian porque incistir en este modelo economico,lo inimaginable sucedio,el mismisimo tio Sam pidiendo limosna lo cual ha inquietado a todo mundo y se le esta rescatando urgentemente,mientras los pobres seguiran esperando hasta que sanen sus finanzas de los ricos y haber si se puede hacer algo por los pobres,lo peor de este caso es que la clase media va desaparenciendo y esta se inclina hacia la pobreza y el vacio que deja hace un abismo enorme creando ya una diferencia de clases bastante polarizada logrando una inconformidad muy justificada,pero peligrosa a la vez.

En Mexico fue muy sencillo solucionar el problema de la crisis,simplemente se democratizo y como en Mexico hay mas pobres que ricos,los pobres rescatamos a los ricos,hasta eso no fueron muy crueles en exigir que se cubriera el boquete financiero,lo estamos pagando en comodas mensualidades durante 80 años mas o menos,¿quien dijo que las deudas ya no son heredables?,pues en Mexico los que no han nacido ya tienen deuda.

En Mexico andan tan mal las cosas que teniendo petroleo impotamos gasonilas,diessel y derivados del oro negro,estamos como el señor que tiene arboles de naranjas y compra jugo de naranja,suena muy ilogico lo que escribo,pero asi es,todo esto tiene un fin,privatizar el petroleo Mexicano,solo falta que se lo vendan a una empresa quebrada,solo es cuestion de esperar,¿seguiran con las intenciones de privatizar el petroleo?,sabiendo lo que esta pasando,todo es posible en Mexico,menos de rescatar a los pobres.

En Mexico nunca se dieron los nombres de los responsables de la quiebra de bancos,nadie fue a parar a la carcel,en los EE.UU. ¿se daran nombres y se les dara castigo?,es algo que se debe saber,haber si en ese pais se atreven dar una muestra de justicia para estos sujetos y veremos que se va hacer con ese boquete financiero,¿quien lo pagara,haran lo mismo que en Mexico?,hagan apuestas o simplemente un pronostico,segun los presidenciables no van ha aumentar los impuestos,veremos si cumplen.

Fuente: Marketing Político